“Todos saben que Bragato es un genio”

Gentileza: Silvia Rojas

Christine Walevska interpreta Milontan con el cello de Bragato en el homenaje por su centenario. Foto: Gentileza Silvia Rojas.

“Yo le dije el año pasado: ‘José, cualquier cosa que pase en esta vida, voy a estar para tus cien años’, así que vine especialmente para el cumpleaños de cien de mi gran amigo José Bragato”, cuenta la cellista norteamericana Christine Walevska a propósito de los conciertos llevados a cabo el 11 y el 14 de octubre en el Complejo Plaza de San Martín con la Orquesta Sinfónica de la Municipalidad de Gral. San Martín y en el Teatro Cervantes con la Orquesta Nacional de Música Argentina “Juan de Dios Filiberto” en homenaje al centenario vívido de José Bragato junto con grandes músicos como el violinista Rafael Gintoli, el cellista José Araujo, los pianistas Atilio Stampone y Ricardo Zanón y los directores José Luis Castiñeira de Dios Oscar De Elía, entre otros.

Fue cumplida la promesa de acompañar con música la celebración del arreglador de las obras de Astor Piazzolla, cellista solista estable del Teatro Colón, eximio compositor, y recopilador del archivo de SADAIC de más de 3500 obras de música popular. En su visita a Buenos Aires, Walevska también grabó un CD de músicas de José Bragato junto a Daniel Goldstein y Pablo Agri (hijo de Antonio Agri), el violinista Matias Grande y la violista Elizabeth Ridolfi para las obras de quinteto.

En más de treinta años como concertista, Christine fue solista de las mejores orquestas del mundo en Alemania, Francia, España, Polonia, USA, México. América Central y Sudamérica (actuando en grandes como pequeñas ciudades donde hubiera una sala de conciertos), en Holanda con Filarmónica de Rótterdam y en el Concertgebouw y las Orquestas Filarmónicas de Estocolmo, Israel, Viena, Praga, Cuba, Dresdener, Los Angeles, Buenos Aires y muchas otras. Ofreció recitales en Japón y últimamente realizó su primera gira de conciertos por China y Hong Kong, entre otros recónditos lugares del mundo. Y en la oportunidad de viajar con la música, la cellista no dejó de propagar la obra de su amigo: “En todas partes del mundo que yo he tocado el Milontan y aprovecho para hablar de Bragato en el escenario, hay muchísimos instrumentistas tocando Graciela y Buenos Aires y otras músicas. Realmente todos saben que Bragato es un genio”, dice.

Walevska vivió durante los ’90 en Argentina y luego regresó a Nueva York. Hoy vive en la Quinta Avenida frente del Metropolitan Museum of Art, cuya institución visita cada día, convocada por el amor a los museos y las reliquias que guardan sus paredes. “Yo tengo muchísimos intereses fuera de la música. Mi profesión es la música y mi pasión son los museos. Donde vivo, puedo cruzar la calle y ver los mejores maestros de arte”, dice.

¿Cómo fue esta visita a Argentina?
Muy bien. He pasado ahora una semana con José Bragato y su encantadora mujer Gina, y también hemos grabado obras de él en un estudio. Cuando le mostré a José un quinteto con el que yo toco, le dije “acá el solo está para la viola”. Y él me dijo: “bueno, podemos cambiarlo para el violoncello”. Después él se sentó en una mesa con un lápiz y papel y escribió todo el solo de la obra Impresionista que yo voy a tocar en el futuro.

¿Ya tocó ese solo?
Todavía no. Él escribió todo el solo de violoncello para mí y lo tocaré con el quinteto de acompañamiento. Ayer en la grabación hemos hecho el Impresionista de él, también el Milontan con el quinteto y hemos tenido a Pablo Agri, el hijo de Antonio Agri, y todos estos magníficos arreglos de José Bragato.

¿Y cómo fue la grabación de este disco?
Bueno, muy bien, estuvimos en un estudio muy moderno, muy lindo hemos hecho con el quinteto y Daniel Goldstein en piano y Agri, primer violín.

¿Qué composiciones grabaron?
Impresionista, Milontan y el Arreglo de Adiós Nonino. Si no fuera por José Bragato, Piazzolla no sería tan famoso en el mundo porque Bragato y todos sus arreglos ha llegado a cualquier país que se puede mencionar. Como sabés, Daniel Goldstein también ha tocado sus obras en este cuarteto en Suiza y en Eslovenia.

¿Cómo vivió los conciertos homenaje a Bragato en Buenos Aires?

Fue magnífico porque se ha mostrado también la película de él que está sumamente bien hecha y José Bragato es un hombre totalmente fuera de serie en todos los sentidos. El teatro de San Martín es sumamente lindo porque tenía una sala arriba donde se mostró la película y después todo el público fue abajo para escuchar el concierto y eso fue con la orquesta de San Martín que realmente tocaron muy bien las obras de José Bragato.